Ir al contenido

Tecnolecturas de vacaciones

Todos solemos aprovechar estos pocos días (o muchos, para los más afortunados…) de vacaciones para leer lo que nos quedó pendiente durante el año anterior. Yo estoy en este momento con “La imaginación y el arte en la infancia” de Vigotskii, en la edición de la Red Federal, y con la traducción “oficial” de diciembre de 2004, de “Software libre para una sociedad libre”, de Richard M. Stallman, mientras la lista de lecturas pendientes se sigue estirando.

Y hablando de Stallman, tengo a mano para los interesados ese libro y otros dos de autores igualmente polémicos pero que también son de lectura casi obligatoria para quienes estamos involucrados con la tecnología. Son, links incluídos (en .pdf):

A propósito, hay otras cosas interesantes en el Salón de Lectura de Tecnología para todos, por si quieren mirar…

Siguiendo con Stallman, aunque no acuerdo con todo lo que dice, es innegable que dice cosas realmente interesantes:

En enero de 1984 abandoné mi empleo en el MIT y comencé a escribir software GNU. Abandonar el MIT era imprescindible si quería que nadie interfiriera en la distribución de GNU como software libre. De haberme quedado, el MIT podría haberse apropiado de mi trabajo e impuesto sus propios términos de distribución, o incluso convertir el trabajo en un paquete de software propietario. No tenía ninguna intención de hacer una gran cantidad de trabajo para ver como se convertía en algo inútil en relación a su propósito inicial: crear una nueva comunidad dedicada a compartir software. No obstante, el profesor Winston, el entonces director del Lab AI en el MIT, me invitó a utilizar las instalaciones del laboratorio.

Hemos demostrado ser capaces de desarrollar una amplia gama de software libre. Esto no significa que seamos invencibles e imparables. Existen diversos retos que plantean un futuro incierto para el software libre. Enfrentarnos a ellos nos exigirá un esfuerzo constante y mucha resistencia, a veces por muchos años. Necesitaremos la clase de determinación que exhibe la gente cuando valora su libertad y la protege a toda costa.

El uso de la palabra «hacker» para definir al «que rompe sistemas de seguridad» es una confusión promovida por los medios de masas. Nosotros, los hackers, nos negamos a reconocer esta acepción y seguimos utilizando este término para describir a «alguien que ama la programación y disfruta explorando nuevas posibilidades».

Es igualmente interesante escucharlo dar las razones de por qué usar software libre en las escuelas. Lo encontré el YouTube hace un tiempo y publiqué un post al respecto. Este es el link, si desean verlo nuevamente. También se puede encontrar en YouTube el video “Código Linux”, con la historia del software libre en 5 partes.

Y usted, lector, ¿que lectura recomìenda?

También te puede interesar:
Imprimir esta entrada Imprimir esta entrada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 

- Ir arriba -