Ir al contenido

Lo bueno del buen humor es que no es necesario que ud. lo comparta

Pensando sobre las posibles razones de la escasa permeabilidad al humor de algunos quiénes dejan sus comentarios, aquí en el blog y en mis otros sitios -razones por demás esquivas y seguramente muy graciosas, dirá usted que justamente hoy está de buen humor-, me encuentro con un documento de Los Sin Carpa Teatro Social Clown, titulado “Pedagogía del humor. ¿Por qué?”.

Esta agrupación española es, según cuentan en su web, “una asociación cultural y formativa, sin ánimo de lucro, Educadoras y trabajadoras sociales, maestras y payasas, cuya idea es crear sonrisas de calidad, y tener siempre a mano una, para casos de necesidad.”

En el documento que menciono más arriba -y que se puede bajar en el mismo sitio- hay una especie de compendio de razones que me gustaría compartir aquí:

  • Reír refuerza los buenos sentimientos hacia nosotros, hacia los demás y hacia el mundo que nos rodea.
  • El humor flexibiliza los mecanismos de defensa y ayuda a integrar las realidades más duras.
  • Colabora con la salud mental, física, afectiva y síquica.
  • El arte de reírse de uno mismo da libertad y se gana en fuerza interior, en autoestima, en habilidades sociales…
  • Las bases del mundo del payaso, como bases para la vida: la ternura frente a la imperfección y crecerse desde el fracaso, aceptar de una manera madura el error y saber salir.
  • El humor da optimismo y ayuda a cambiar y ampliar las perspectivas…

El documento abre con una frase de Romaní Gary, novelista, director de cine y aviador francés (1914-1980) que escribiera bajo el seudónimo de Émile Ajar, entre otros:

El humor es una afirmación de la dignidad, una declaración de superioridad del hombre sobre todo cuanto le sucede.

No se pierde seriedad por hablar o escribir con humor, si se dice bien y desde el conocimiento. Poco serio es mentir o alardear poniendo cara de serio. Seguramente el último que lo cagó a usted, no se estaba riendo en ese momento.

Lo bueno del buen humor es que no es necesario que usted lo comparta. Pero compartido es muchísimo mejor, porque además nos ayuda a entendernos.

También te puede interesar:
Imprimir esta entrada Imprimir esta entrada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 

- Ir arriba -