Ir al contenido

El taller - 2. página

Drive File Stream, el reemplazo de Google Drive

Google le puso fecha de defunción a la aplicación de escritorio de Google Drive,  su plataforma de almacenamiento: marzo de 2018.

Pero claro, ya se encuentra promocionando su reemplazo, así que no es necesario entrar en pánico. La nueva forma de acceder a nuestros archivos se llama Drive File Stream

La compañía asegura que el servicio funcionará de la misma forma que hasta ahora, es decir que si un usuario entra a Google Drive desde su cuenta de Gmail todo seguirá funcionando exactamente igual.


Fuentes: Clarín Tecnología y Wwwhat´s New

También podría interesarte...

Windows 10 y los serios riesgos en que pone a nuestra privacidad

Por defecto, el sistema sincroniza datos con los servidores de Microsoft sin previa consulta al usuario. Aunque se puede desactivar el envío de información para proteger la privacidad, no se puede deshabilitar totalmente y la comunicación con dichos servidores persiste. Los datos recopilados por Windows 10 dependen de los servicios utilizados y, según Microsoft, permiten que se ofrezca la mejor experiencia al usuario, con este fin puede recopilar: nombre, apellido, correo electrónico, dirección postal, número de teléfono, información de autenticación como contraseñas, edad, sexo, país en el que utiliza el dispositivo, idioma de su preferencia, datos de pago y de uso, contactos a gestionar por Windows 10 o software incluido en este, localización a través de GPS, los archivos y sus contenidos por ejemplo al almacenar datos en OneDrive. Debido al envío de información privada a Microsoft, algunos buscadores de redes P2P bloquean a Windows 10 para evitar bloqueos en estos buscadores por uso que Microsoft pueda hacer con la información de las búsquedas que haga el usuario.
De Wikipedia, debidamente referenciado.

También podría interesarte...

¿Cómo se fabrican los discos de vinilo?

Aquellos vinilos de antaño vuelven a la carga, a pesar de la variedad de soportes que existen actualmente.

El complejo proceso de fabricación se explica en este video original de Discovery Channel. Que lo disfruten.

También podría interesarte...

Ruedas con movimiento lateral

El invento presentado por Liddiard Wheels no deja de sorprendernos: el vehículo puede desplazarse lateralmente, con sus ruedas omnidireccionales.

Su inventor explica el proceso de creación:

Tuve que improvisar mucho, utilizando los materiales disponibles y trabajando en él cuando pude encontrar tiempo para hacerlo. Decidí ponerlos en mi coche. A diferencia de otras ruedas, mis ruedas no requieren que el vehículo sea construido en torno a ellos. (…) Diseñado para ser utilizado en todas las condiciones meteorológicas, son más fuertes, más rápidos y se controlan con mayor precisión que los anteriores. Los neumáticos pueden tener las mismas características de construcción (corte de drenaje, ranuras, compuestos de caucho, etc.) que los neumáticos regulares. Ahora se pueden conducir en todas las direcciones y girar sobre el terreno, cuando sea necesario. Estos son un prototipo de prueba del concepto, para demostrar que funcionan.

El autor además pide ayuda:

Nadie sabe de esta invención. Por favor, comparta o reenvíe este vídeo a cualquier compañía que usted piense que podría querer licenciar o asociarse conmigo para llevarlo al mercado. Gracias.

En el video a continuación se explica como funcionan:

Un gran invento, que esperamos tenga la recepción que creemos, merece.


Fuente: Canal de You Tube del inventor.

También podría interesarte...

El fin de las patentes del formato mp3

El formato MP3, que revolucionó el mundo de la música y despertó las iras de los puristas, y por cierto inauguró un modo de escuchar y compartir música, es ahora verdaderamente libre.

Esta tecnología estuvo sujeta a patentes, defendidas por Technicolor, que expiraron el pasado 16 de abril de 2017.

Los responsables de Fraunhofer IIS, la organización de investigación alemana que comenzó la investigación de codificación de audio en la Universidad de Erlangen-Núremberg en 1981, explicaron que “el 23 de abril de 2017, el programa de licencias de mp3 de Technicolor para ciertas patentes y software de Technicolor y Fraunhofer IIS relacionados con el mp3 ha expirado”. Se estima que gracias a esas patentes la Fraunhofer Society logró ingresos por 100 millones de euros en 2005.

La buena nueva es que, con la finalización de la validez de las patentes, este formato de compresión digital con pérdida podrá usarse sin restricciones en todo tipo de escenarios.

El auge del formato y sus deficiencias hicieron de hecho que otros muchos trataran de desarrollar alternativas, como los formatos AAC, FFMpeg o Vorbis, pero el MP3 no solo no ha perdido fuerza: es muy probable que el fin de las patentes traiga aparejado un apoyo más decidido y marcado a su uso.


Fuente: Xataka.

También podría interesarte...

La sonda Cassini inicia la última fase de su misión

La sonda Cassini de la NASA ha comenzado la fase final de su periplo de 22 órbitas alrededor de Saturno tras un último encuentro con la luna nebulosa Titán. Google ha dedicado hoy su ‘doodle’ a la nave por este motivo.

El gran hallazgo de la nave espacial en sus casi 20 años de misión ha sido el reconocimiento de que Encélado, una de las lunas de Saturno, tiene condiciones para albergar vida. La sonda Cassini detectó en el 2015 hidrógeno y dióxido de carbono allí, unos compuestos esenciales para las formas de vida más básicas. Si en ella hubiera formas de vida primitivas, como bacterias, podrían sustentar su supervivencia en estos compuestos. La combinación de hidrógeno y dióxido de carbono ha convertido a Encélado en el mejor candidato a sitio habitable fuera de la Tierra, según la NASA.

La nave hizo su 127º y último acercamiento a Titán el 22 de abril a las 6.08 UTC, pasando a una altitud de aproximadamente 979 kilómetros sobre la superficie de la luna.

El sobrevuelo también puso a la sonda en curso hacia su último acto, conocido como Gran Final. A medida que la nave espacial pasaba por encima de Titán, la gravedad de la luna alteró la órbita de la sonda robótica para que en lugar de pasar justo fuera de los anillos principales de Saturno, comenzara una serie de 22 inmersiones entre los anillos y el planeta el 26 de abril. La misión concluirá con una inmersión en la atmósfera del planeta el 15 de septiembre, lo que provocará la autodestrucción de la sonda. El robot espacial se romperá, derretirá, vaporizará hasta convertirse en parte del mismo planeta al que partió hace 20 años para explorar.

La sonda fue lanzada al espacio en octubre de 1997, y desde entonces ha estado investigando el inmenso planeta, sus anillos y su campo magnético, especialmente desde el 2004, año en que llegó a sus inmediaciones y empezó el estudio de Titán, la luna mayor de Saturno, y sus otros satélites. Pese a que se suponía que la sonda debía concluir sus trabajos a finales de 2008, se mantuvo activa con sus 12 instrumentos transmitiendo información del sistema, por lo que la NASA decidió en 2010 prolongar su misión hasta este año.

El video muestra a la nave espacial Cassini, de la NASA, que sobrevuela Saturno, al momento de completar la fase de maniobras fuera del plano de los anillos del planeta para llegar a una órbita polar.


Fuentes: Universe SignalElPeriodico.com – Google.com

También podría interesarte...

¿Quién gana y quién pierde con la automatización?

Semanas atrás nos referíamos en este espacio al proyecto presentado en la Comisión Europea proponiendo las seis leyes de la robótica, una especie de remedo de las 3 leyes de Asimov que revela hasta que punto el tema dejó de ser producto de la ciencia ficción desde hace mucho tiempo, para convertirse en un debate de profundas implicancias y con resultado imprevisible.

Uno de los puntos más controvertidos de la propuesta europea, decíamos en aquel artículo, es que de aprobarse los robots deberán pagar impuestos como una forma de reducir el impacto social del desempleo provocado justamente por su uso.

En medio de todo este debate, no deja de sorprender que el propio Bill Gates haya propuesto algo parecido hace un par de semanas: en un articulo publicado por BBC Mundo, el multimillonario fundador de Microsoft sugirió que parte del financiamiento de las nuevas actividades realizadas por robots  -reemplazando al operador o empleado humano- podría proceder de los impuestos sobre las ganancias generadas por el ahorro en pago de mano de obra derivado de la automatización.

Las palabras de Gates despertaron curiosidad e interés, no sólo por ser él mismo parte fundante de la industria que habilitó un avance sin precedentes en el área, sino además por su mirada del otro lado del mostrador: algunos economistas afirman que la automatización barata ya desvió los ingresos de los trabajadores hacia los propietarios de las empresas. 

La discusión sobre la diferencia entre la máquina que complementa al hombre y la que lo reemplaza marcó el origen mismo de la Revolución Industrial con el movimiento ludita, una breve pero violenta revolución encabezada por artesanos ingleses en el siglo XIX que protestaban contra las nuevas máquinas -el telar industrial y la máquina de hilar. Ellos se sabían amenazados por esas tecnologías que reemplazaban a los artesanos con trabajadores menos calificados y de salarios más bajos, dejándolos sin trabajo.

Esta discusión se continuó a través de las épocas, centralmente desde el punto de vista del trabajador. Dudas cuasi filosóficas tales como si la máquina reemplazará al hombre o qué hacer con la mano de obra desempleada por la automatización ocultaron un debate que, sospechamos, es hacia donde apuntan los economistas: cada centavo que se ahorra de pagarle al trabajador humano queda ahora en el bolsillo del empresario. Un reparto más justo se hace necesario.

Gates sugiere a los gobiernos que eleven los impuestos y reduzcan la velocidad de la automatización, de modo que pueda gestionarse el proceso desplazamiento de trabajadores en un amplio rango de empleos. El impuesto a los robots permitiría financiar, dice, el entrenamiento de las personas desplazadas por la automatización para empleos en los cuales los seres humanos son especialmente aptos, como el cuidado de los ancianos o la educación de los niños.

En respuesta a esto, algunas compañías tecnológicas sugieren que sean los consumidores y no las empresas las que paguen ese impuesto, ya que el costo de los productos fabricados por los robots es menor. Siempre y cuando, añadiríamos nosotros, los empresarios ajusten los precios a valores que realmente reflejen ese cambio tecnológico. En tiempos en que, por usar un ejemplo, el petróleo baja y el combustible sigue subiendo, se hace difícil confiar en semejante gesto de su parte.

Varios especialistas están trabajando en propuestas superadoras a la idea del impuesto, que anticipan podría perjudicar la automatización al frenar la innovación. Una de esas propuestas es que el Estado baje los impuestos a los trabajadores humanos y redistribuya mejor los ingresos de los robots.

Mientras tanto, los que pierden en este juego parecen ser siempre los mismos. Y los que ganan, también.


Fuentes: Suplemento Economía de Clarín – BBC Mundo
Imagen: Media Telecom

También podría interesarte...

- Ir arriba -