Ir al contenido


Gráfica y web

Notas, menciones y colaboraciones en medios gráficos y digitales

Mención de Apuntes e Ideas Sueltas

Una vez más la Prof. Lenis Querales, autora del blog Una experiencia 2.0, un espacio sobre divulgación y formación en las nuevas tecnologías,  ha tenido la amabilidad de referenciar nuestro blog, en esta ocasión como un espacio de aprendizaje, algo que nos llena de orgullo por el sentido significativo de semejante reconocimiento. Agradezco nuevamente a la Lic. Querales por su interés en nuestro trabajo.

Nuestro ser digital, en manos del error, el deterioro y la obsolescencia

Nicholas Negroponte fue el primero en hablar del ser digital para referirse a la inclinación de la humanidad por la “digitalización”, es decir, esa mudanza desde un mundo de átomos a un mundo de bits, como él mismo refiere. En lo que tal vez no fue todo lo enfático que hubiera sido necesario, fue en prevenir que nuestro ser digital estaría en manos del error, el deterioro y la obsolescencia. Pero claro, eran tiempos esos de pensar en una era de optimismo.

A mediados de diciembre coincidimos en esta cuestión con la periodista Fernanda Sández: yo estaba repasando notas y escribiendo algunas entradas sobre el tema en el preciso momento en que me llega un correo electrónico suyo con algunas preguntas para su investigación, que ahora toma forma en el artículo “Internet que desaparece: el frágil destino del recuerdo digital”, que se puede leer completo haciendo clic aquí.

La conclusión a la que llega la periodista es una que compartimos muchos preocupados por el tema:

Hoy, de hecho, investigadores de todo el mundo están tras un nuevo santo Grial: cómo salvar del eclipse a la memoria digital. Desde papel y tinta especialmente tratados hasta cintas magnéticas, láminas de cuarzo y hasta (asombroso) ADN humano, todo es un potencial candidato a reemplazar como soporte a lo que existe hoy. Mientras tanto, hasta un modesto papel parecería ser más fidedigno que el frágil código binario al que nos hemos acostumbrado a confiarle todo.

La buena noticia es que podemos tomar nuestras precauciones, como se explica en el artículo. Porque no todo está perdido: sólo hay que saber cómo guardarlo.

Nativos digitales, una idea dañina en el campo de la educación

En el ámbito de la educación, en cuanto a la adquisición de competencias para el uso adecuado de los dispositivos digitales las decisiones se encuentran obturadas por la falacia de los “nativos digitales” -un concepto que ni el propio Marc Prensky, su creador, sostiene actualmente, y que se refiere al cambio generacional en el que las personas son definidas por la cultura tecnológica con la que están familiarizadas-. Esta idea, que en un lenguaje coloquial podría traducirse como que “los pibes nacen sabiendo usarlas”-, ha derivado en la eliminación de la enseñanza de la computación en la escuela.

La periodista Fernanda Sández desarrolla el problema en su artículo para La Nación, “Nativos digitales que naufragan en el mar de la Web”, y concluye a partir de opiniones de especialistas, que “a hacer un uso creativo de la tecnología no se aprende sin un otro allí; a razonar, todavía menos. Si hoy son cada vez más los adolescentes que creen en lo que dice Internet, eso habla de una sola cosa: de que nunca hubo nadie allí que los ayudara a cambiar de idea.”

Agradezco a la periodista por mencionar en el artículo algunas ideas que compartimos en un largo intercambio vía email. El artículo se lee completo haciendo clic aquí.

Entrevista para ‘Una Experiencia 2.0’

lenis

Una experiencia 2.0 es un blog sobre divulgación y formación en las nuevas tecnologías, creado por la Prof. Lenis Querales, Licenciada en Educación y docente de informática y programación en la Universidad Nacional Experimental “Francisco de Miranda” en el estado Falcón, Venezuela.

La Lic. Querales ha tenido la amabilidad de publicar hoy allí una entrevista que me hiciera hace algunas semanas vía mail, para hablar de los blogs en general, de “Apuntes e ideas sueltas” en particular, y de nuestra campaña sobre la privacidad en internet.

La entrevista completa puede leerse haciendo clic aquí.

Agradezco a la Lic. Querales por su interés en nuestro trabajo.

Internet no olvida, proyecto destacado del año

Premio_edi-300x277

La Red Iberoamericana ElDerechoInformático.com ha distinguido a nuestra campaña “Internet no olvida” como “Proyecto de difusión destacado del año 2015 en Derecho Informático”, junto a prestigiosos profesionales del área de toda Latinoamérica distinguidos en diversos rubros.

Muchas gracias a la Red por el aliciente que significa este honor, y a todos quienes de un modo u otro son parte de la campaña. En particular, a mi colega, amigo y co-autor Alejandro Tortolini.

Un agradecimiento especial a los programas de radio Otra Vuelta Nacional y Pinceladas Sociologicas por el espacio que nos han brindado a lo largo del año para nuestras columnas, y a todos los medios que se han interesado y difundido la campaña.

Nuestro agradecimiento además, al patrocinador del ciclo de charlas para padres, docentes y alumnos, DonWeb.com, aporte fundamental para el sostenimiento del proyecto.

Apuntes y menciones

aletorto

Formar parte del ‘mundo digital’ de alguien siempre es halagador y reconfortante, porque pone en valor aquello que hacemos en este mundo tan difícil de medir en su alcance, por su propia universalidad.

Pero cuando la mención a nuestro trabajo es de un colega como Alejandro Tortolini, docente e investigador en temas de cultura digital, videojuegos y educación, y miembro de la Red Argentina de Periodismo Científico, la mención cobra un valor especial porque se trata de un amigo, uno con quien debatimos y también compartimos charlas y trabajo, como la campaña sobre el olvido en internet.

Una vez más has sido extremadamente generoso, Alejandro. ¡Muchas gracias!

Sobre gustos y fama

tiranía


En el artículo “La tiranía del ‘Me gusta’. Riesgos y trampas de la fama digital”, para el que tuve el gusto de colaborar, la periodista Fernanda Sandez asegura que “los retuits y seguidores son las nuevas formas de recompensa digital”.

Estos instrumentos de la sociabilidad virtual “no sólo cambiaron la forma de interactuar on line, sino que funcionan como señales que la web convierte en oportunidades publicitarias (…) En tiempos de redes sociales, por lo visto, ya no se quiere ni cambiar el mundo ni dinamitar las instituciones, sino que el prójimo (…) coopere para que el efecto dominó resulte atronador. Habrá pues que apostar a ideas simples maquilladas de ocurrentes, o bien a cualquier sucedáneo del Chaski Boom ideológico: mientras explote, la calidad de la pólvora es lo de menos”, afirma la periodista en este artículo imprescindible para comprender la complejidad de ciertas conductas humanas en el mundo digital.

El artículo completo se puede leer haciendo clic aquí.

Ciberbulling: alertas y consejos

En el número de abril de la revista Cosmopolitan se publica el artículo “Cuando sos víctima del ciberbulling” escrito por la periodista Florencia Illbele, quién me entrevistó para hablar sobre la problemática.

La cuestión del ciberbulling o ciberacoso tiene varias aristas que deben analizarse y esclarecerse, a fin de que el usuario habitual de los medios digitales no se encuentre desprevenido frente a esta desagradable experiencia. La nota en cuestión aborda este problema en forma clara y brinda además consejos de varios especialistas, que confiamos sean de ayuda para que sus lectores obtengan una experiencia gratificante y enriquecedora en el uso de estos nuevos medios.

A continuación, compartimos la nota con nuestros lectores:

Desconectados con el debate

LN CI

Al momento de escribir estas líneas, el artículo titulado “(Des)Conectar Igualdad: un programa que inspiró elogios, pero hoy recibe críticas”, escrito por Denise Rabin para La Nación, a escasas horas de ser publicado tiene más de 650 comentarios.

Si bien es cierto que es prácticamente imposible soslayar en los comentarios de artículos de este tenor la chicana política y la opinión tendenciosa -entreveradas con la buena fe de muchos-, soy de la opinión de que la cantidad de participantes indica en alguna medida lo poco que se debaten estas cosas.

Fui consultado por la periodista durante la investigación para el artículo y -más allá de ciertas reservas de mi parte con respecto al medio de origen en cuanto al abordaje de esta cuestión puntual- participé con la expectativa del debate que esto puede generar. Cómo le respondí a una colega que comentó el artículo en mi perfil de Facebook, creo que la nota tiene el valor de lo objetivo, desde que nos permitió hablar a quienes de un modo u otro vivimos la experiencia. No es el estado y tampoco son los ‘especialista’ quienes opinan, sino los trabajadores que cada día confrontan la situación en el aula.

En lo personal, escribí mi primera entrada al respecto de la entrega de notebooks en la escuela en marzo del año 2006, cuando el proyecto era parte de una idea global llamada OLPC (One computer per child), y ya iban saliendo a la luz algunas contradicciones que no habilitaban el optimismo.

Una de esas contradicciones, sobre las cuales hablo no sólo en el artículo en cuestión sino también en otros, es que el Plan Conectar Igualdad alcanza sólo a los alumnos de la escuela pública dejando afuera a los de la escuela privada, asumiendo que todas las escuelas privadas cuentan con sus propios recursos. Esta decisión ignora el hecho de que existen escuelas privadas confesionales o dependientes de otras instituciones en zonas de riesgo en las que los recursos apenas alcanzan. De este modo, se deja afuera de esta especie de “paraguas digital” a una gran porción del alumnado que supuestamente está favorecido por tener una computadora en su casa.

Esta situación generó un hecho para nada inocente: fue aprovechado por algunas poderosas editoriales escolares, que comenzaron a ofrecer a ciertas escuelas privadas con poder adquisitivo su propio modelo, las llamadas “aulas digitales”.

Otra objeción de mi parte tiene que ver con la capacitación: si hacemos con la notebook lo mismo que con un libro o una calculadora, sin el valor agregado de la experimentación, la búsqueda, la innovación, la creatividad, entonces sólo cambió el formato y hubo una simple transferencia de lo analógico a lo digital. Pero para ello se requiere capacitación. Amplia, abarcativa, creativa, dinámica. Y presencial, desde ya.

Es innegable que la entrega de las máquinas, aun parcializada y con fallas, es siempre ventajosa. Puso el dispositivo en manos de los chicos, y eso siempre es un avance. Si era el dispositivo correcto y adecuado -no se fabrican más las netbook, ¿no hubiera sido conveniente entregar tablets?- es otra discusión. Lo importante es que las máquinas están y ayudan de alguna manera a cerrar la brecha digital, al menos en los sectores más postergados.

La pregunta entonces, es: ¿alcanza sólo con el aparato, o se necesita también un proyecto que le brinde contenido, que lo haga provechoso, con sentido? Alli, sin dudas, se encuentra la deuda fundamental del Plan.

La nota completa puede leerse haciendo clic en este link.

- Ir arriba -