Ir al contenido

Pensando en blogs - 2. página

Post sobre blogs

BlogBooker, del blog al libro sin escalas

Gracias a la recomendación de una colega encontré BlogBooker, un servicio en la web que convierte el contenido de un blog en un libro en formato PDF, que se puede bajar.

Lo genial del caso es que crea un verdadero libro electrónico con las publicaciones de un blog, dividiéndolo en capítulos y creando un índice, todo a partir del archivo con formato XML exportado desde el mismo blog. Se pueden seleccionar además, el tamaño de la hoja, el modo de presentación -una columna o dos, etc.- y otras opciones interesantes.

El proceso de exportación está explicado en el mismo sitio, aunque en inglés. De todos modos es bastante sencillo: sólo se debe usar la opción “Exportar” que está en el panel de control de la plataforma que estemos usando. El resultado será un archivo XML, que guardaremos en nuestra computadora y que BlogBooker usará para crear el libro digital.

Algunas desventajas, que no son graves: la portada del libro tendrá bien grande el logo del sitio. Además, se observan algunas fallas de formato, más bien desprolijidades, que seguramente se deben a que -en el caso de Blogger en particular- los creadores de las plataformas no son muy afectos a someterse estrictamente a estándares, y por ejemplo el texto queda algo desalineado cuando hay imágenes en el post. El archivo PDF se genera a partir de cualquier blog corriendo sobre WordPress, LiveJournal o Blogger.

Sin dudas, una interesante propuesta para conservar los contenidos de nuestro blog.

Fuente: En la nube TIC

También podría interesarte...

Mil uno

Acabo de caer en la cuenta de que el anterior fue el post o entrada número mil de este blog. Desde aquel sábado 10 de julio de 2004, mil veces he repetido este magnífico acto de abrir el blog para contar, decir, opinar, criticar, anhelar, esperando cada vez que nuestros lectores se apropien de estos registros y sumen sus miradas, tan inteligentes y acertadas siempre.

A pesar de la tantas veces anunciada muerte de esta herramienta y a poco más de siete años del comienzo de mi registro, un blog sigue siendo una herramienta eficaz y abierta para todo aquel que crea en aquello de que decir es importante. Han cambiado y se han adaptado a una nueva forma de comunicación, sobre todo a la inaugurada por las redes sociales. Han sido testigos de sueños, ideas y frustraciones varias. Pero continúan siendo una plataforma eficaz para la publicación de contenidos.

No sé hasta cuando seguiremos con este espacio. Por el momento, mi gusto por escribir y mi deseo de informar se sostienen en el tiempo, convocando a su lectura desde los objetivos que nos propusimos en el inicio mismo de esta aventura:

Buscamos correr la mirada desde las nuevas tecnologías, tan en boga en la educación hoy, hacia las tecnologías en general, como un intento de recuperar el carácter social y el pensamiento crítico que deberían acompañar a los avances tecnológicos.

Gracias a todos quienes nos vienen acompañando desde siempre. Apuntes e ideas seguirá siendo un espacio abierto en el que todos, escritor y lectores, podrán decir y opinar en un ámbito de libertad y respeto.

También podría interesarte...

Un GIF animado también puede ser bello

Gracias a Microsiervos me reencuentro con algunos cinemagraphs realmente maravillosos. Estos “GIF animados con estilo” son secuencias de unos pocos fotogramas con imágenes de fotografías o películas, tratadas de tal modo que la zona del movimiento sea solo de algunos elementos.

El que publico acá es original de From me to you. Vale la pena visitarlo y asombrarse con la calidad de los trabajos publicados allí.

Fuente: Microsiervos

También podría interesarte...

Los autores son los jueces en el reino del revés

Publica hoy lainfomacion.com: el Tribunal Supremo español ha decidido que quien debe decidir si un comentario permanece visible al resto de usuarios o, si por el contrario, es eliminado porque vulnera derechos de terceros es el autor del blog/foro/etcétera.

Esto es bastante problemático y suena a caza de brujas: si el autor opta por no eliminarlo y un juez lo considera ilícito, él también será responsable. Esto es así porque el Tribunal entiende que con la sola notificación por parte del afectado, el administrador del blog/foro/etcétera ya está al tanto de dicha ilicitud y es, por tanto, responsable de decidir si opta por eliminar o no el contenido. Esta mirada novedosa presupone que el conocimiento de la infracción “no está limitado a los supuestos en los que un órgano competente haya declarado previamente a la demanda la ilicitud (…), sino que pueden existir otros medios de conocimiento efectivo, como cuando existan circunstancias que posibiliten (…) una efectiva aprehensión de la realidad de que se trate”. Eso sí: ese conocimiento es efectivo desde el momento en que el afectado así lo notifique, siempre y cuando la ilicitud sea “patente y evidente por sí sola”.

Surgen lógicamente, una gran cantidad de dudas y riesgos de esta tendencia. Por ejemplo, al trasladar el juicio de valor al titular del blog, se le presupone capacidad para enjuiciar la legalidad de los contenidos que aporten sus usuarios. Si bien es cierto que hay quienes permiten comentarios de contenido y gusto dudosos solo para crear polémica, es igual de cierto que se corre el riesgo de censura extrema.

Nuestros blogs están expuestos todo el tiempo no sólo a las opiniones de todos, sino también a infinidad de herramientas que publican spam o mensajes no deseados saltando todos los filtros.

En este blog declaramos -se lee al pié desde que comenzamos en julio de 2004- que “no somos responsables por los contenidos de los sitios externos sugeridos así como tampoco por las opiniones vertidas por terceros en los comentarios, sobre los cuales nos reservamos el derecho de moderarlos”. Es decir, nos hacemos cargo de nuestras palabras, pero también del derecho, no de censurar ni de prohibir, sino de sostener un espacio en el que se debata dentro de un marco de respeto, sentido común y, llegado el caso, denuncia responsable y fundada. Aunque claro, estas últimas tienen a la justicia como un medio eficaz de resolución de conflictos, mucho más que un comentario inocuo en un blog.

Fuente: lainformacion.com

También podría interesarte...

¿Quién dijo que todo está perdido? Yo vengo a ofrecer mi corazón

Mi amigo Daniel diría que esto es parte de los “pequeños milagros” que produce el saber aprovechar una determinada tecnología con una idea que agrupa, que reune, que inspira.

Será que me siento identificado con este otro amigo del alma, el uruguayo Gabriel Barreiro, y su grupo de apasionados co-laboradores haciendo radio con el corazón por una idea mayor -como nosotros con MePertenece Radio-, que me emocioné con este video que quiero compartir con nuestros lectores.

¿Quién dijo que todo está perdido? Desde Rosario, desde Uruguay, por la música, por el fútbol, venimos a ofrecer el corazón…

También podría interesarte...

Post 500

VelitasComencé en julio del 2004, cambié un par de veces de plataforma y establecí por su intermedio puentes de discusión, de acuerdos y de aprendizajes con muchas personas a las que puedo llamar hoy amigos. Se abrieron con él propuestas de trabajo y participación, y hasta un proyecto de investigación nació de un artículo publicado aquí.

A mi me sirvió y me sirve tener este blog, disfruto hacerlo y comparto mi alegría con los osados que se atreven a entrar. Por muchos post más,

¡Gracias!

También podría interesarte...

Blogueros fieles quedamos pocos, según parece

Hay indicios de que la blogsfera se está convirtiendo en un pueblo fantasma, nomás. Según estadísticas divulgadas por Digitalk, el 95% de los blogs estarían abandonados. Lo cuentan asi:

Cuando se escucha hablar de los 133 millones de blogs que Technorati mantiene indexados en sus archivos, parece innegable la popularidad de este medio de comunicación personal en Internet, pero la realidad dista mucho de esto, apenas 7,4 millones de estos han sido actualizados en los últimos 120 días, convirtiendo a este ecosistema prácticamante en un pueblo fantasma de los que pululaban después de la fiebre del oro en Estados Unidos.

Mucha gente empezó la aventura de tener un blog cuando la web 2.0 apenas nacía, con sueños de ganar popularidad, tener muchos seguidores y comentarios y, quien sabe, quizás ganarse la vida a punta de una afilada pluma (o teclado). Como ya sabemos, esto es raro que pase, y la decepción de ver sus elaborados textos con pocas y ninguna visita rápidamente echaron abajo estos sueños, dejando incontables entradas abandonadas a su suerte en alguna cuenta olvidada.

Es innegable que muchos han preferido relaciones más casuales como Facebook, o cortitas y al pié como Twitter. Se entiende: escribir un blog toma más de 140 caracteres y a veces no te leen ni los parientes. Y esa, amigos, no es vida.

Pero yo le sigo apostando.

También podría interesarte...

- Ir arriba -