Ir al contenido

Educación - 58. página

Tecnología y educación

¿Usted también vendió su alma?

¿No? ¿Está seguro? Porque mire que finalmente, el ejemplo que necesitabamos para comprender por qué es imprescindible no sólo reinventar el olvido en internet, sino revisar todas nuestras estrategias pedagógicas de inserción de las TIC’s en la educación, llegó.

Menciono lo de las estrategias porque la inserción de las nuevas tecnologías implica mucho más que aparatos y planes. Y esto es lo que nos muestra el siguiente ejemplo.

Afortunadamente, todo sucedió en tono de broma. Pero piense, amigo lector, en las implicancias de esto.

Informa ElMundo.es: “Miles de compradores por Internet venden su alma por no leer la letra pequeña”.

El asunto es así:

Una tienda de videojuegos acaba de informar que posee las almas de unos 7.500 clientes gracias a una cláusula legal que incluyó en los términos y condiciones de compra de su tienda ‘online’.

La compañía británica introdujo esta cláusula el 1 de abril -el April Fool’s Day, día de los inocentes británico-, cláusula por la que se reservaba el derecho a exigir el “alma inmortal” de sus clientes cuando quisiera.

La letra pequeña del contrato dice:

Al enviar una orden de compra por la web el primer día del cuarto mes del año 2010, Anno Domini, estás de acuerdo en concedernos la opción no transferible de reclamar, por ahora y para siempre, tu alma inmortal. Si deseamos ejercer esta opción, permitirás rendir tu alma inmortal y cualquier reclamación que puedas tener sobre ella en un plazo de cinco días laborales tras recibir la notificación escrita de Gamestation o uno de sus secuaces debidamente autorizados.

Nos reservamos el derecho de hacer esta notificación en flamígeras cartas de seis pies de alto, y podemos no aceptar ninguna responsabilidad por la pérdida o daño causados por tal acto. Si tú a) no crees tener alma inmortal, b) habérsela ya dado a otro, o c) no quieres concedernos tal licencia, pinche por favor en el enlace inferior para anular esta cláusula y proceder con la transacción.

Según especialistas, podría ser una de las mejores campañas de publicidad de la historia. Pero el caso muestra una realidad inquietante: nadie lee la letra pequeña, tampoco en internet.

La pregunta del millón sería: ¿Ud. sabe qué dice el Acuerdo de Términos y Condiciones de los programas que instala, por caso, o que decía el de Facebook cuando se registró? ¿Sabe qué pueden hacer y qué no con la información privada que usted ingresa?

También te puede interesar:

El desequilibrio de la balanza

El objetivo de los derechos de autor (…) es garantizar unos beneficios adecuados para que los creadores puedan hacer el trabajo que disfrutamos a la vez que también se fomenta el acceso.
Fred Von Lohmann, Electronic Frontier Foundation

También te puede interesar:

Prestá atención: esto nunca lo vas a ver en los medios

También te puede interesar:

Sistémico e integral

El fin último para proponer que el diseño curricular sea sistémico e integral desde el origen (en oposición a diseñarlo fragmentado y tratar de unirlo a posteriori) no es el diseño en sí mismo; ni siquiera la interconexión de los saberes, sino el proveer condiciones y contextos favorables y coherentes para el desarrollo del pensamiento complejo.

Estas condiciones favorables, deben ofrecerse a lo largo de toda la educación de las nuevas generaciones desde la educación inicial y primaria hasta la universitaria. Es muy importante iniciar desde la educación básica, puesto que el pensamiento complejo está presenten en cada niño y niña, y en vez de coartarlo con planes y programas escolares lineales, es necesario alimentarlo con diseños curriculares sistémicos.

Estos diseños sistémicos, integrales y coherentes, de acuerdo con el pensamiento de Edgar Morin, y en procura de estimular el pensamiento complejo tendrían que abordar los contenidos disciplinares, en constante interrelación pero no como una representación exacta de la realidad, sino como una interpretación de la misma. Idealmente, se presentarían problemas globales que contextualizan sus informaciones parciales y locales. Un aspecto medular sería aprender sobre la diversidad y la unidad de condición humana lo que implica establecer diálogos con y entre las ciencias naturales, las ciencias humanas, la literatura, las artes y la filosofía. Imprescindible también asumir una conciencia planetaria, conocer la historia y la complejidad de las diversas realidades y las implicaciones globales de la crisis planetaria. En palabras del mismo Morin: ‘Hay que aprender a navegar en el océano de las incertidumbres a través de los archipiélagos de las certezas.’
(Eleonora Badilla Saxe en “Diseño Curricular: de la Integración a la Complejidad”. Publicado en la Revista Electrónica “Actualidades Investigativas en Educación”, Universidad de Costa Rica. Agosto de 2009)

También te puede interesar:

Inclusión digital educativa

Visitando el blog de Gabriela Spadoni me entero que ayer en Santa Fe se presentaron algunas de las líneas de trabajo de inclusión digital educativa que se implementarán en las escuelas secundarias de nuestra provincia (la primer etapa de la experiencia incluirá a 20 escuelas) durante el año 2010.

En las escuelas medias santafesinas seleccionadas en el marco del programa, se pondrán en marcha los Laboratorios Pedagógicos bajo la línea del proyecto CREA (Escuelas ORT), con eje en la creación de materiales digitales sustentado en el aprendizaje de la herramienta Google Sites para diseñar sitios contenedores de clases / unidades didácticas que permitan articular diferentes herramientas TIC.

El sitio del Estado argentino sobre el Plan contiene mucha información acerca de la máquina (de u$s 273,14 precio final) y algunas primeras estrategias de uso. Interesante y claro para recorrer, contiene también ayuda para la resolución de problemas con el equipo, una mesa de ayuda e información sobre las escuelas en las que el plan se implementará.

Se puede encontrar allí un detalle de los elementos que se proveerán junto con la computadora:

  • 250.000 computadoras ultraportátiles económicas (1 por cada alumno del ciclo final de las escuelas técnicas agropecuarias y una por cada docente involucrado en el Programa).
  • 1.200 servidores escolares (1 por cada escuela técnica involucrada en el Programa).
  • 250.000 pendrives (1 para ser utilizado con cada una de las computadoras portátiles).
  • 20.000 enrutadores inalámbricos (para establecer la red áulica).
  • Conexión a Internet para las escuelas.
  • 7.150 Muebles de guarda y recarga para los dispositivos portátiles (previsto1 mueble por cada 35 computadoras portátiles).
  • Adecuación de las instalaciones eléctricas de los establecimientos.
  • Cableado de datos por establecimiento.
  • Adecuación del sistema de seguridad del recinto de guarda en cada escuela (colocación de rejas, alarmas, cerraduras, puertas de seguridad).
  • Adecuación del sistema de refrigeración del recinto de guarda en cada escuela (Provisión e instalación de ventiladores y/o equipos acondicionadores de aire.

Como parte del material para bajar del sitio, se encuentra el manual de uso de la Classmate y un primer documento sobre estrategias pedagógicas.

También te puede interesar:

- Ir arriba -