Ir al contenido

Noticias y actualidad

…con ojo crítico

Redes sociales, o la mitad del planeta en línea

En el blog del sitio de ecommerce Oberlo se publicó semanas atrás un interesante resumen de las estadísticas sobre el uso de las redes sociales durante este 2019. En estas ultimas semanas del año recuperamos algunos de esos datos, como para medir la actualidad y el futuro de estos medios que se han convertido en el centro del mundo, o al menos del [medio] mundo que tiene la fortuna de estar conectado.

En la actualidad existen 2 mil millones de usuarios de redes sociales en todo el mundo, siendo Facebook la plataforma más popular. Otras plataformas de la compañía siguen sus pasos: WhatsApp creció un 15% y ya reúne a 1.500 millones de usuarios, mientras que Facebook Messenger se mantiene con 1.300 millones de usuarios. Mientras tanto, Instagram redondea los 1.000 millones de usuarios, un 25% más que el 2018.

En cuanto a edades de los usuarios, y usando algunas convenciones globales en cuanto a terminología para ayudar a la comprensión del fenómeno, el 90,4% de los Millennials (aquellos nacidos entre los ’80 y los ’90), el 77,5% de la Generación X (nacidos entre los ’60 y los ’80) y el 48,2% de los Baby Boomers (nacidos entre el fin de la II Guerra y los ’60) son usuarios activos de redes sociales.

Se estima que los usuarios dedican un promedio de 2 horas 22 minutos al día en redes sociales y mensajería, con un 91% de todos los usuarios accediendo a los canales sociales a través de sus dispositivos móviles.

El impacto en el comercio, tal vez la clave de su éxito junto con las comunicaciones, podría medirse en el hecho de que el 54% de los navegantes utilizan las redes sociales para buscar productos, con un 71% de los consumidores satisfechos con la experiencia.

Se espera para el 2020 que las redes sociales continúen su crecimiento, sobre la base del hecho de que 1 millón de personas se unieron cada día a las redes sociales. Regiones como África experimentan las tasas de crecimiento más altas en la actualidad. Se destaca, según se espera, el dominio de Instagram como el nuevo refugio de las marcas.


Fuentes:
Oberlo
Marketing4ecommerce.net
También te puede interesar:

Google presenta One, su nuevo servicio de almacenamiento

Google One es un nuevo servicio que Google está implementando a fin de centralizar la gestión del espacio de almacenamiento de las cuentas de usuario, y que se aplica para Google Drive, Fotos y Gmail. En mayo de 2018 Google anunció que le cambiaría el nombre a su sistema de almacenamiento y ese cambio vendría acompañado de nuevas tarifas.

La novedad es que el almacenamiento de este servicio será el que el usuario utilizará para todos sus productos de Google. Esto significa que el espacio que tenga contratado se repartirá entre Google Drive, Google Photos y Gmail.

Los datos se migran directamente desde Google Drive, desde donde se accede utilizando la opción Adquirir más almacenamiento. También se puede acceder directamente desde one.google.com. Habrá un lanzamiento definitivo en próximos meses.

Google One también incluye un plan familiar, para compartir el almacenamiento con los integrantes del servicio de Familias de Google.


Fuente: Xataka
También te puede interesar:

Felices 21, Google

Hoy Google está de festejos: cumple 21 años. Y lo celebran con un doodle que recuerda a una de aquellas computadoras que usaron Sergey Brin y Larry Page cuando cuando publicaron el artículo titulado La anatomía de un motor de búsqueda web hipertextual a gran escala” el 27 de septiembre de 1998, momento fundacional del buscador.

El impacto de Google puede medirse no solo en el mundo digital: el uso ya corriente del verbo “googlear”, por ejemplo, demuestra que son parte de nuestra cultura.

También te puede interesar:

Primavera

A las 4:50 de hoy (GMT-3) se produjo el equinoccio de primavera y Google decidió recibir la nueva estación dedicándole un doodle para celebrar “un momento de renacimiento y renovación y, para muchos, hoy inicia una temporada de nuevos comienzos”, según auguran los responsables del popular buscador.

También te puede interesar:

“No hay fuego natural en el Amazonas”

Así lo afirma Paulo Moutinho al explicar por qué se produce el fenómeno de los incendios que afectan al bosque tropical más extenso del mundo en estos momentos. Este investigador del Instituto de Pesquisa Ambiental da Amazônia (IPAM), una organización científica no gubernamental, no partidista y sin fines de lucro que ha estado trabajando desde 1995 para el desarrollo sostenible de la Amazonía, va más allá y añade: “hay personas que practican la quema, que puede empeorar y encender incendios en la estación seca”, asegurando que el aumento de los incendios en la Amazonía brasileña se debe en gran parte al avance de la deforestación y no a la temporada seca, como sostiene el gobierno.

El fuego, que comenzó como una práctica habitual de la agricultura y se usa para limpiar las áreas ya deforestadas, se propagó por causa de la destrucción de la selva en un área equivalente al tamaño de Francia. Ahora avanza amenazando a zonas pobladas en el norte del país.

Las consecuencias de estos incendios son la perdida de la diversidad biológica y de la función de la selva de abastecer a la atmósfera de nubes para producir lluvia, además de los graves problemas respiratorios producidos por el humo y las cenizas.


Fuente: Clarín.com (texto) / AFP (imagen) 
También te puede interesar:

¿Anonimato en la red? Olvídalo

Aunque las empresas en internet afirmen que los datos personales se eliminan o se hacen anónimos, puede que esa promesa finalmente no se cumpla. 

Informa el periódico New York Times, que científicos del Colegio Imperial de Londres y la Universidad Católica de Lovaina en Bélgica han desarrollado un algoritmo informático que puede identificar al 99,98 por ciento de los estadounidenses de entre casi cualquier conjunto de datos disponible con tan solo 15 atributos, como el género, el código postal o el estado civil. En el anuncio, hecho originalmente en la revista Nature Communications, aseguran además que el método permite volver a identificar a los individuos a partir de fragmentos de lo que supuestamente eran datos anónimos.

Puede que usted no lo sepa, estimado lector, pero la información que publicamos en internet se puede compartir y vender sin violar las leyes de privacidad en la mayoría de los países. La gente de marketing estará feliz de pagar por sus preferencias de citas, inclinaciones políticas o hábitos de compras, por ejemplo. Incluso los conjuntos de datos anónimos a menudo incluyen los llamados atributos, que son determinadas características de un individuo o de un hogar. Según informa la publicación mencionada, los datos de consumidores anónimos vendidos por la agencia de crédito Experian, a Alteryx, una firma de mercadotecnia, incluyó a 120 millones de estadounidenses y 248 atributos por hogar.

Si aún no termina de sorprenderse, hay más: los científicos publicaron su código de software en línea para que cualquiera lo use. Normalmente, cuando los científicos descubren una falla de seguridad alertan primero al proveedor o a la agencia que almacena los datos. Pero en este caso decidieron hacerlo público, según afirman, para que los proveedores de datos puedan asegurar los paquetes de datos futuros y evitar que las personas vuelvan a ser identificadas.

Esta no es la primera vez que se demuestra que los datos anónimos no son tan anónimos como se creía. En el año 2016 se logró identificar individuos a partir de los historiales de navegación web de tres millones de alemanes, datos que se habían comprado a un proveedor. Genetistas han demostrado que los individuos pueden identificarse en bases de datos de ADN supuestamente anónimas.


Fuente: New York Times
También te puede interesar:

Magnífica desolación: los 50 años de la llegada a la Luna

Tras sus primeros pasos cautelosos sobre el suelo lunar Buzz Aldrin, el segundo ser humano en hacer pie en la Luna, dejó registrada para la historia su impresión sobre lo que tenía delante de sus ojos: “Hermosa vista, magnifica desolación” fueron sus palabras.

Sus ojos, por un instante nuestros ojos, intentaban explicarnos de qué se trataba aquella aventura inédita: estábamos en la Luna.

En el siguiente video, un relato de la que tal vez sea la mayor hazaña tecnológica de la humanidad: la llegada del hombre a la Luna. Sin dudas, y al decir del comandante Neil Armstrong, un gran salto para la humanidad. Un salto dado con el impulso de los avances tecnológicos y el esfuerzo conjunto tras un objetivo.

También te puede interesar:

- Ir arriba -