Saltar al contenido

ecología - 5. página

La flecha dorada del consumo

Ver la conexión entre los problemas ambientales y sociales requiere una mirada global, ampliada, completa. La discusión es estéril cuando se limita a un problema particular, porque las raíces del deterioro del planeta se entrelazan y ramifican en una cantidad de problemas ambientales, económicos, sociales y políticos que deben ser apreciados en su conjunto. Las miradas sesgadas, insisto, conducen a discusiones estériles.

El documental «La historia de las cosas» hace ese recorrido necesario, el de develar lo oculto y relacionarlo para que entendamos cuál es el verdadero problema: «las cosas cambiarán cuando podamos ver las conexiones», y coincidimos con eso.

Gracias a Daniel Krichman, por publicar el video y por el apasionante análisis que hace de la cuestión en su red Aprender y Cambiar.

Uso y abuso

Publica por estos días Muy Interesante:

El planeta cuenta con 595.814 km de litoral. Cerca del 40% de la población mundial vive a menos de 100 km de las costas, un área que apenas representa el 20% de la masa terrestre. Esto significa que son zonas muy pobladas con múltiples problemas.

Lo preocupante es que la degradación del medio marino se ha intensificado en los últimos 30 años. Se calcula que aproximadamente el 50% de los ecosistemas costeros ha sido alterado o destruido por las industrias, ciudades, acuicultura y turismo. Y que más de 70.000 productos químicos sintéticos se han vertido en los océanos. La sobreexplotación de los recursos biológicos marinos y la pérdida de hábitat es ahora una amenaza tan grave como la contaminación.

Fuente: Muy Interesante

Ventanas transformadas en minicentrales eléctricas

Cuenta la edición on line de Muy Interesante que en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) han creado un film solar transparente que recoge la energía solar sin interferir con la luz que entra por las ventanas. De este modo, convertiría a todas las ventanas de los hogares en «minicentrales eléctricas».

Esta tecnología consiste en una célula fotovoltaica basada en moléculas orgánicas, que recoge la energía de longitud de onda infrarroja pero permite pasar la luz visible, de modo tal que no interrumpe la luminosidad que percibimos los humanos. Instalando el film en las ventanas de los hogares podría producir la energía necesaria, o al menos parte de ella, para encender las luces, televisores, computadoras portátiles e incluso la calefacción eléctrica, y a un menor costo.

Para instalarlo, solo sería necesario colocar encima del cristal la lámina de material creado por los investigadores y posteriormente colocar los cables de transferencia de la energía y un controlador de voltaje.

Si bien el rendimiento de este sistema ronda un escaso 1,7 por ciento, los investigadores piensan que dentro de poco se podrán alcanzar rendimientos cercanos al 12 por ciento, comparables con los paneles solares tradicionales. Para conseguir esta mejora sustancial del rendimiento, deberán optimizar la composición y la configuración de los materiales fotovoltaicos.

Los beneficios para el medio ambiente de este tipo de material parece ser todavía mayor que con los paneles solares tradicionales, pues para su fabricación no son necesarios usos intensivos de energía ya que el proceso de fabricación de estas placas solares se produjo a temperatura ambiente.

Esta investigación, llevada a cabo por Vladimir Bulovic y Richard Lunt, ha sido publicada en la revista Applied Physics Letters y se ha desarrollado en el Center for Excitonics perteneciente al Departamento de Energía de Estados Unidos.

Fuente: Muy Interesante

Impracticable

Hacer que todos paguen mucho más por la nafta es una forma muy cara de obtener muy poco. Eso de que nos vamos a deshacer de los combustibles fósiles llenándolos de impuestos es algo que no va a pasar. No está ocurriendo ni en EE.UU., ni en China, ni en India. Hasta para los europeos es difícil de implementar. Seamos realistas y aceptémoslo: es una mala idea económica y una estrategia políticamente impracticable.
Bjorn Lomborg, «El ecologista escéptico», quién aconseja invertir el 0,2% del PBI mundial en la investigación y el desarrollo de energías verdes.

Alerta plástico

Este impresionante afiche, con el encabezado por demás explícito «Las especies más peligrosas del Mediterráneo», forma parte de una campaña de concientización de la Agencia Catalana del Agua, acerca de los vertidos incontrolados al mar

En Microsiervos vienen haciendo desde hace tiempo un seguimiento de esta cuestión, con un relevamiento de datos acerca de la problemática que muestra su real dimensión. A modo de ejemplo, sólo algunos números:

  • Hacen falta 100 millones de litros de petróleo para fabricar mil millones de botellas.
  • Sólo en EE.UU. cada día se tiran hasta 60 millones de botellas de plástico, 22.000 millones en un año
  • En algunas partes del océano la concentración de plásticos es tan elevada que representa una proporción de seis partes de plástico por una de plankton
  • El proceso de descomposición en el océano, en parte acelerado por la exposición de los plásticos a la radiación solar, libera elementos químicos potencialmente tóxicos.

Greenpeace denuncia esta última cuestión como El Vórtice de Basura e incluye en su sitio, además de una cantidad de fotos que ilustran la cuestión, una animación interactiva que muestra cómo se forma este vórtice.

Si bien las diversas fuentes no terminan de ponerse de acuerdo en cuanto a la cantidad de basura circulando en nuestros océanos, todos coinciden sin embargo en resaltar la gravedad del problema.

Fuentes: MicrosiervosWikipediaGreenpeace

- Ir arriba -